Intro

Sobre el proyecto

En esta primera etapa, el catálogo se focaliza en la arquitectura moderna y contemporánea proyectada y construida entre el 1832 –año de edificación de la primera chimenea industrial de Barcelona que establecemos como el inicio de la modernidad– hasta la actualidad.

El proyecto nace con el objetivo de hacer más accesible la arquitectura tanto a los profesionales como al conjunto de la ciudadanía por medio de una web que se irá actualizando y ampliando mediante la incorporación de las obras contemporáneas de mayor interés general, siempre con una necesaria perspectiva histórica suficiente, a la vez que añadiendo gradualmente obras de nuestro pasado, con el ambicioso objetivo de comprender un mayor período documental.

El fondo se nutre de múltiples fuentes, principalmente de la generosidad de estudios de arquitectura y fotografía, a la vez que de gran cantidad de excelentes proyectos editoriales históricos y de referencia, como guías de arquitectura, revistas, monografías y otras publicaciones. Asimismo, tiene en consideración todas las fuentes de referencia de las diversas ramas y entidades asociadas al COAC y de otras entidades colaboradoras vinculadas con los ámbitos de la arquitectura y el diseño, en su máximo espectro.

Cabe mencionar especialmente la incorporación de vasta documentación procedente del Archivo Histórico del COAC que, gracias a su riqueza documental, aporta gran cantidad de valiosa –y en algunos casos inédita– documentación gráfica.

El rigor y el criterio de la selección de las obras incorporadas se establece por medio de una Comisión Documental, formada por el Vocal de Cultura del COAC, el director del Archivo Histórico del COAC, los directores del Archivo Digital del COAC y profesionales y otros expertos externos de todas las Demarcaciones que velan por ofrecer una visión transversal del panorama arquitectónico presente y pasado alrededor del territorio.

La voluntad de este proyecto es la de devenir el fondo digital más extenso sobre arquitectura catalana; una herramienta clave de información y documentación arquitectónica ejemplar que se convierta en un referente no solo local, sino internacional, en la forma de explicar y mostrar el patrimonio arquitectónico de un territorio.

Aureli Mora i Omar Ornaque
Directores arquitecturacatalana.cat

credits

Quiénes somos

Proyecto de:

Impulsado por:

Directores:

2019-2024 Aureli Mora i Omar Ornaque

Comisión Documental:

2019-2024 Ramon Faura Carolina B. Garcia Eduard Callís Francesc Rafat Pau Albert Antoni López Daufí Joan Falgueras Mercè Bosch Jaume Farreny Anton Pàmies Juan Manuel Zaguirre Josep Ferrando Fernando Marzá Moisés Puente Aureli Mora Omar Ornaque

Colaboradores:

2019-2024 Lluis Andreu Sergi Ballester Maria Jesús Quintero Lucía M. Villodres

Colaboradores Externos:

2019-2024 Helena Cepeda Inès Martinel

Con el soporte de:

Generalitat de Catalunya. Departament de Cultura

Entidades Colaboradoras:

ArquinFAD

 

Fundació Mies van der Rohe

 

Fundación DOCOMOMO Ibérico

 

Basílica de la Sagrada Família

 

Museu del Disseny de Barcelona

 

Fomento

 

AMB

 

EINA Centre Universitari de Disseny i Art de Barcelona

 

IEFC

 

Fundació Domènench Montaner.

Diseño y Programación:

edittio Nubilum
Sugerencias

Buzón de sugerencias

Solicita la imagen

Te invitamos a ayudarnos a mejorar la difusión de la arquitectura catalana mediante este espacio, donde podrás proponernos obras, aportar o enmendar información sobre obras, autores y fotógrafos, además de hacernos todos aquellos comentarios que consideres. Los datos serán analizados por la Comisión Documental. Rellena sólo aquellos campos que consideres oportunos para añadir o subsanar información.

El Arxiu Històric del Col·legi d'Arquitectes de Catalunya es uno de los centros de documentación más importantes de Europa, que custodia los fondos profesionales de más de 180 arquitectos, cuya obra es fundamental para comprender la historia de la arquitectura catalana. Mediante este formulario, podras solicitar copias digitales de los documentos de los que el Arxiu Històric del COAC gestiona los derechos de explotación de los autores, además de aquellos que se encuentren en dominio público. Una vez realizada la solicitud, el Arxiu Històric del Col·legi d'Arquitectes de Catalunya te hará llegar una estimación del presupuesto, variable en cada casuística de uso y finalidad.

Detalle:

* Si la memoria tiene autoría o derechos conocidos, puede citarlos en el campo anterior 'Comentarios' .

Eliminar * Si las fotografías tienen autoría o derechos conocidos, puede citarlos en el campo anterior 'Comentarios'.
Puedes adjuntar hasta 5 archivos de 10 MB cada uno como máximo.

Información básica de protección de datos

Responsable del tratamiento: Colegio de Arquitectos de Cataluña 'COAC'.
Finalidad del tratamiento: Tramitar la sol·licitud de copias digitales de los documentos de los cuales el Archivo Histórico del COAC gestiona los derechos de explotación de los autores, además de aquellos que se encuentren en dominio público.
Legitimación del tratamiento: Su consentimiento para tratar sus datos personales.
Destinatario de cesiones o transferencias: El COAC no realiza cesiones o transferencias internacionales de datos personales.
Derechos de las personas interesadas: Acceder, rectificar y suprimir sus datos, así como, el ejercicio otros derechos conforme al establecido a la información adicional.
Información adicional: Puede consultar la información adicional y detallada sobre protección de datos en este enlace

Premiadas
Catalogadas
Desaparecidas
Todas las obras
  • Templo Expiatorio de la Sagrada Familia

    Francesc de Paula del Villar i Lozano

    Templo Expiatorio de la Sagrada Familia

    Josep Maria Bocabella i Verdaguer fundó en 1866 la Asociación Espiritual de Devotos de San José en un momento en que el fenómeno de la descristianización se veía propulsado por la Revolución Industrial y los cambios sociales. A partir del año 1874 la asociación se plantea la construcción de un nuevo templo expiatorio, siguiendo la tendencia de otras asociaciones religiosas que estaban erigiendo templos en Europa, como los de Roma (Sacro Cuore de Gesù, 1870) o París (Basílique du Sacré-Cour de Montmatre, 1873). El templo debía ser una copia de la Basílica de Loreto (Las Marcas, Italia), incluida su reproducción de la Santa Casa de Nazaret, que es donde vivió la Sagrada Familia y a la que se quiere dedicar el Templo. Para construir una obra tan monumental, la asociación encarga el proyecto al arquitecto diocesano Francisco de Paula del Villar y Lozano. El reconocido arquitecto no acepta hacer una copia de un proyecto existente y realiza un proyecto de estilo neogótico de cruz latina con unas dimensiones totales considerables (44x97m), un gran cimborrio sobre el crucero y una torre sobre la fachada principal, con alturas de 80 y 100 metros respectivamente. Estas dimensiones nos demuestran que no se trataba de una iglesia convencional, ya que el proyecto superaba en altura la propia catedral de Barcelona, donde el cimborrio actual -que es posterior- sólo alcanza los 70 metros. El 19 de marzo de 1882, día de San José -el patrón de la asociación- se inician las obras en la Cripta, y a principios del año siguiente, cuando los muros estaban a media altura, surgieron discrepancias sobre el sistema constructivo, que la asociación josefina quería ejecutar de forma más económica y que acaban provocando la dimisión de Villar.

    1882 - 1883

  • Casa Vicens

    Antoni Gaudí i Cornet

    Casa Vicens

    Se trata del primer encargo que obtiene Gaudí al finalizar sus estudios. La casa consta de dos plantas de techo bajo, que alojan la planta noble y los dormitorios, y una buhardilla de mucha más altura, bajo una cubierta de varias vertientes. El tratamiento de la fábrica construida combina la mampostería de piedra vista y de ladrillo, que es dibujada y organizada según hiladas horizontales, y unos elementos verticales de baldosa cerámica que dibujan siempre un damero e incorporan las tribunas de las esquinas y sus elementos de soporte. La casa fue concebida como un gran dispositivo óptico vinculado al jardín y a las diversas vistas sesgadas desde la calle.

    1878 - 1885

  • Palau Güell

    Antoni Gaudí i Cornet

    Palau Güell

    Es la residencia urbana principal del barón de Güell, construida en el solar dejado por dos antiguos edificios de viviendas, en un momento álgido para la cultura de la ciudad debido a la inminencia de la primera Exposición Universal. Todo el organismo gira en torno a un gran espacio central situado en la planta noble, con altura por encima de la cubierta, donde se desarrolla toda la vida cultural y social. Gaudí crea un orden vertical insólito, donde las cuatro plantas por encima de la calle se expresan en la fachada en seis órdenes distintas, rotos también en sentido horizontal. En la entrada, dos catenarias invertidas canalizan el acceso diferenciado a las cocheras, a las caballerizas y al gran salón. El palacio es concebido como un espacio unitario experimentado a través de la escalera, que va ascendiendo en torno a la gran sala hasta llegar a los dormitorios. Es evidente el respeto de Gaudí por la tipología del palacio urbano medieval, si bien cargado de un sentido muy sacralizado del espacio.

    1885 - 1890

  • Casa Batlló

    Antoni Gaudí i Cornet

    Casa Batlló

    Gaudí es requerido en este caso para transformar completamente la imagen de una casa ya existente, incorporando con plena libertad nuevas concepciones estructurales, referencias naturalistas, simbolismos de todo tipo y ornamentaciones abstractas. El añadido de una nueva planta permite coronar la fachada de forma asimétrica, teniendo en cuenta la presencia de la vecina casa Amatller, ya existente. La planta noble incorpora el naturalismo en la misma estructura portante, mientras que el desván permite la introducción de las bóvedas parabólicas, ya ensayadas anteriormente. La colaboración de Josep Maria Jujol aporta una mayor libertad en el trabajo con los materiales y en la intensidad de los efectos. Ambas fachadas, anterior y posterior, ondulan como dos cortinas. Podemos considerarla como la primera obra madura de Gaudí, donde alcanza una síntesis sorprendente entre la materialidad estructural del edificio y el carácter onírico de las múltiples sugerencias que podemos encontrar en todas partes.

    1904 - 1907

  • Palau de la Música Catalana

    Lluís Domènech i Montaner

    Palau de la Música Catalana

    El proyecto del Palau de la Música está vinculado a la apertura de la Vía Laietana, en la que estuvo fuertemente implicado el propio Domènech i Montaner, y a la fundación del Orfeó Català, en 1891, por parte del compositor Lluís Millet. El Palau se sitúa en la esquina de dos calles estrechas, y el énfasis de todo el proyecto consiste en hacer penetrar la escasa luz natural en todos los rincones del interior por medio de numerosas mamparas policromas que recrean una atmósfera onírica. El gran auditorio se sitúa en el primer piso, accediendo a través de una escalinata transversal que divide todo el edificio en dos partes y favorece el uso de la planta baja para funciones administrativas. Domènech decide tratar con la misma profusión las fachadas de ambas calles, a pesar de su desigual jerarquía, en una demostración de su pericia a la hora de trabajar en emplazamientos desfavorables. La fábrica de obra vista, la piedra trabajada con alegorías musicales, las mamparas de cristales de colores, todo ello hace que el edificio resplandezca de una manera especial bajo la luz diurna, que penetra hasta el gran auditorio. La atención a los aspectos funcionales del programa revela un Domènech moderno que entiende la ornamentación como la culminación necesaria de una obra arquitectónica.

    1904 - 1908

  • Casa Milà

    Antoni Gaudí i Cornet

    Casa Milà

    Se trata de la última obra civil de Gaudí, donde pone todo el énfasis en la experimentación con la estructura y opta por soluciones arriesgadas y bien diferenciadas de los procedimientos tradicionales. Los pies derechos portantes son de piedra caliza del Garraf, combinados con elementos metálicos, y se dimensionan y configuran según la casuística de su posición concreta. Los forjados son de vigas metálicas, que siguen un orden irregular acorde con la configuración de la planta. Las fachadas callejeras se funden con los pilares perimetrales en un sistema monolítico y autoportante. Gaudí se propone desvincular las formas de su contenido matérico y buscar una síntesis entre la abstracción y la evocación de los elementos de la naturaleza. Esto le lleva a convertir el edificio en un gran monumento dedicado a la Virgen, que debía coronar la casa como si ésta sólo fuera un pedestal. La ayuda de un ingeniero naval o las formas sugeridas en la cubierta revelan un Gaudí precursor de la arquitectura moderna, interesado en liberarse de las hiladas de mampostería, de los órdenes o del peso de los materiales constructivos. La Pedrera es una obra totalmente inacabada que resuelve cada reto espacial y constructivo por medio de soluciones inéditas y en ocasiones incomprensibles.

    1906 - 1910

  • Cripta de la Colonia Güell

    Antoni Gaudí i Cornet

    Cripta de la Colonia Güell

    Gaudí trabajó en el proyecto durante diez años, y las obras no se iniciaron hasta 1908. Se trata de un auténtico laboratorio en plena naturaleza donde Gaudí alterna sus descubrimientos con las obras de la Pedrera, la Sagrada Familia y el parque Güell. La cripta consiste en una estructura de pilares inclinados de piedra basáltica, de fuste monolítico, preparados para soportar la iglesia que quería construirse encima. El techo está formado por un complejo sistema de finas catenarias de ladrillo que siguen una geometría muy irregular, guiada por numerosas alusiones al mundo animal y vegetal. En las primeras hiladas del sistema de los muros, más oscuras, siguen unas hiladas rojizas, y la iglesia debía continuar con tonos verdosos y finalmente azules, el mismo orden cromático del bosque que lo rodea. Gaudí trabajó con maquetas de catenarias para trazar las bóvedas que debían culminar el conjunto, si bien la cripta es el resultado del trabajo in situ con todo tipo de materiales encontrados y reciclados, como las rejas de las ventanas o los ladrillos de desecho. Gaudí acaba imprimiendo en todas las superficies numerosas simbologías religiosas y catalanistas, como las cuatro virtudes cardinales representadas en el mosaico situado sobre la puerta de entrada.

    1898 - 1914

  • Park Güell

    Antoni Gaudí i Cornet

    Park Güell

    El parque es el resultado de la compra, por parte del Ayuntamiento de Barcelona, de la urbanización de un barrio de lujo proyectado por Gaudí y promovido por Eusebi Güell que nunca llegó a serlo. Lo que actualmente se puede visitar son los ajardinamientos de sesenta parcelas no construidas en la falda de la montaña Pelada, con unas vistas magníficas sobre Barcelona, y las partes comunes del proyecto: los caminos, el acceso, el mercado, la plaza central. Gaudí urbaniza la montaña con calles que siguen las líneas de mínima pendiente y cuatro puentes construidos con material proveniente del desmonte de las parcelas. Resultan excepcionales los muros de contención-porchado por cuyo interior se puede circular, recubiertos con piedra local. Tanto los puentes como el porche quedan coronados por unas columnas únicas coronadas a su vez por unas jardineras donde hay plantadas agaves. El corazón de la urbanización debía ser una plaza elevada que en lugar de barandilla perimetral tiene un banco ondulado proyectado y construido con hormigón prefabricado por su colaborador Josep Maria Jujol, acabado con unos quebradizos que vale la pena ir descubriendo detalladamente. Bajo la plaza se dispone una sala hipóstila que debía alojar el mercado, con las columnas torcidas para que trabajen con el menor esfuerzo posible. Las columnas están vacías y debajo de éstas se dispone un depósito de agua que debía abarcar todo el parque. Algunas se suprimen a fin de dejar espacio para las paradas más grandes y quedan sustituidas por unos medallones también diseñados por Jujol. Se accede al conjunto por una escalinata imperial que tiene, en el eje de simetría, un dragón espectacular realizado con trencadís que se ha convertido en uno de los emblemas de Barcelona. La valla que guarda el parque en el acceso, terminada con dos pabellones asimétricos, es igualmente notable. Uno de los pabellones aloja actualmente el Museo Gaudí.

    1900 - 1914

  • Templo Expiatorio de la Sagrada Família

    Antoni Gaudí i Cornet

    Templo Expiatorio de la Sagrada Família

    INICIOS DEL TEMPLO Y PROYECTO DE GAUDÍ Tras la renuncia de Villar, Joan Martorell, que asesoraba a la Asociación Josefina y era uno de los arquitectos más prestigiosos del momento, propone a Antoni Gaudí como continuador de las obras iniciadas. En ese momento Gaudí era un joven arquitecto que tenía 31 años, y acepta el encargo de arquitecto director el 3 de noviembre de 1883. Gaudí continúa las obras proyectadas por Villar y a medida que gana prestigio como arquitecto – y a la vez la confianza de la asociación josefina – transforma progresivamente el proyecto inicial hasta alcanzar un gran templo monumental hacia el año 1890. La nueva concepción ya no se limita sólo a una típica iglesia de cruz latina. Aumenta la escalera y proyecta un cuerpo principal de cinco naves con un transepto de tres y una fachada monumental en cada extremo, dedicadas al Nacimiento –transepto de levante –, a la Pasión – transepto de poniente – y la Gloria, situada a los pies de la nave principal. Para unir las tres fachadas sitúa un claustro perimetral, que rodea la nave y la aísla del entorno, con una construcción en cada esquina que dedica a sacristías, baptisterio y capilla del Sacramento y la Penitencia. El nuevo edificio se dota de una gran carga simbólica como manifestación de la fe cristiana – que se manifiesta de forma indisociable con el arte y la arquitectura – y también gana en verticalidad. Las tres fachadas contienen cuatro torres cada una, de unos 100 metros de altura, que se dedican a los doce apóstoles. En el centro del crucero se proyecta un gran cimborrio, formado por seis torres aún más altas que las anteriores, dedicadas a la Virgen – sobre el ábside –, a los cuatro Evangelistas – una en cada esquina del crucero – y la gran torre central de Jesucristo, de unos 170 metros. Gaudí dedicará el resto de su vida al proyecto y la construcción del Templo, y de forma exclusiva a partir de 1914, cuando cesa su actividad profesional al margen de la Sagrada Familia. En vida de Gaudí se construyen la cripta, la fachada del ábside y gran parte de la Fachada del Nacimiento.

    1883 - 1926

  • 1925 - 1927

  • Continuación de las Obras del Templo Expiatorio de la Sagrada Familia

    Antoni Gaudí i Cornet, Domènec Sugrañes Gras

    Continuación de las Obras del Templo Expiatorio de la Sagrada Familia

    Tras la muerte de Gaudí, la dirección de las obras recae en el arquitecto Domènec Sugrañes, que era su principal colaborador en ese momento. Sugrañes dirige las obras de la Fachada del Nacimiento -de las que Gaudí sólo había visto terminado totalmente un campanario- que finalizan antes del estallido de la Guerra Civil. Anímicamente afectado por la destrucción del taller de la Sagrada Familia al inicio de la Guerra Civil, Sugrañes muere en 1938.

    1926 - 1936

  • Continuación de las Obras del Templo Expiatorio de la Sagrada Familia

    Antoni Gaudí i Cornet, Francesc de Paula Quintana Vidal

    Continuación de las Obras del Templo Expiatorio de la Sagrada Familia

    Una vez terminada la guerra, el cargo de arquitecto director recayó en Francisco de Paula Quintana, que había sido arquitecto ayudante de Gaudí, y posteriormente de Sugrañes. Una vez terminada la guerra, la nueva junta del Templo se concentra en la restauración de las zonas afectadas (Cripta, parte baja del ábside y la Fachada del Nacimiento y las escuelas) y en la recuperación del obrador y el proyecto de Gaudí, recopilando fotografías y planos -publicados antes del incendio en las biografías de Gaudí y libros sobre la Sagrada Familia- y recuperando los modelos de yeso dañados durante el conflicto bélico, generados por geometrías muy precisas. A partir de 1954 se inicia la construcción de la Fachada de la Pasión, que Gaudí dejó descrita en un plano de alzado muy detallado, que había explicado a sus discípulos. En el transepto de la Pasión Quintana levanta la columna de doble giro dedicada a la diócesis de Barcelona, siguiendo el procedimiento geométrico ideado por Gaudí, que fue la primera columna del interior del templo y sirvió de modelo para el resto.

    1939 - 1966

  • Continuación de las Obras del Templo Expiatorio de la Sagrada Familia

    Lluís Bonet i Garí, Antoni Gaudí i Cornet, Isidre Puig Boada

    Continuación de las Obras del Templo Expiatorio de la Sagrada Familia

    Los arquitectos Isidre Puig Boada y Lluis Bonet i Garí, que habían visitado asiduamente a Gaudí en la última etapa de su vida y habían trabajado en el desarrollo de la obra bajo la dirección de Francesc de Paula Quintana, se convierten en los continuadores, después de la muerte de este último. En esta etapa se concluye la parte arquitectónica de la Fachada de la Pasión, excepto el porche superior, y se recopila y estudia gran parte de la documentación y maquetas que permitirá la continuación de las obras.

    1966 - 1983

  • Intervención en la Villa Romana de Centcelles

    Pau Pérez i Jové

    Intervención en la Villa Romana de Centcelles

    La vil·la, situada al costat del poble de Constantí, és una construcció agrícola del segle II, ampliada en el segle IV. Fa uns anys un equip d’arqueòlegs almenys hi van fer uns treballs de restauració, principalment a la cúpula de mosaics que cobreix la sala central. De l’edifici només queden en peu dues sales. La nostra feina era organitzar un itinerari, avui inexistent, on s’expliqués la història i la recuperació de la vil·la. Un magatzem lateral va ser lloc d’acollida: una petita sala de projeccions i uns panells de vidre amb fotografies i textos. Un petit conducte lateral ens porta a la sala de la cúpula: un llum de peu i un petit sofà per poder mirar mig ajaguts (a la romana) i amb l’ajut d’uns petits “impertinents”, els mosaics de la cúpula. A l’última sala, la quadrilobular, s’hi exposaven peces trobades en les excavacions.

    1983

  • Continuación de las Obras del Templo Expiatorio de la Sagrada Familia

    Francesc de Paula Cardoner i Blanch, Antoni Gaudí i Cornet

    Continuación de las Obras del Templo Expiatorio de la Sagrada Familia

    Francesc de Paula Cardoner i Blanch, que había trabajado bajo las órdenes de Puig Boada y Bonet Garí en la construcción de la Fachada de la Pasión, se convierte en arquitecto director entre los años 1983 y 1985. Bajo su dirección, se inicia la construcción de los ventanales laterales de las naves. Aparte de la construcción, Cardoner dedicó muchos años de su vida al estudio de los modelos originales del proyecto -incluidas las versiones anteriores del proyecto que Gaudí descartó-, estableciendo una importante clasificación de las piezas que ha servido a las generaciones posteriores para profundizar en el conocimiento del proyecto.

    1983 - 1985

  • Reforma y Ampliación del Palau de la Música Catalana

    Carles Díaz Gómez, Oscar Tusquets Blanca

    Reforma y Ampliación del Palau de la Música Catalana

    Nuestro trabajo consistió en rehabilitar, modernizar y ampliar esta joya universal de arquitectura Art Nouveau: el auditorio levantado en 1906 por Domènech i Montaner y que desde entonces no ha dejado de funcionar con esta finalidad. En la primera fase, que se prolongó durante bastantes años, restauramos partes muy dañadas del viejo edificio y lo dotamos de servicios sanitarios, de accesibilidad, de seguridad y de confort imprevisibles cien años atrás. Pero la aportación más significativa fue aprovechar parte del solar de la iglesia inacabada vecina para abrir lo posible el patio, hasta entonces siempre oculto y sorprendentemente resuelto por Domènech con una riqueza similar a la de las fachadas principales y conseguir así un nuevo acceso al Palau. En la ampliación situada junto al escenario colocamos servicios para los artistas: sala de ensayos, vestuarios, camerinos, biblioteca...

    1981 - 1990

  • Intervenciones en el Park Güell

    Martínez Lapeña-Torres Arquitectos, José Antonio Martínez Lapeña, Elías Torres Tur

    Intervenciones en el Park Güell

    Restauración de la Sala Hipóstila, la plaza y el banco perimetral. El Park Güell fue una operación inmobiliaria de 60 casas para la burguesía barcelonesa que fracasó y que en el año 1922 el ayuntamiento compró y lo convirtió en parque público. El parque nunca ha visto cambiar su arquitectura. Apenas, desde los años veinte, algunas reparaciones y retoques puntuales. La vegetación sí ha cambiado y crecido y ya no se ofrece a la vista aquella imagen rala y pedregosa de pendientes y barrancos; vegetación inmóvil y permanente, podada en piedra. Un jardín arquitectónico y abstracto; naturaleza rocosa, montaña pelada esculpida, cantera de vegetación pétrea. La Sala Hipóstila es un templo a la griega de capiteles dóricos exagerados con un techo abollado de cupulitas y que soporta una plaza de tierra con un ribete-banco ondulado; una cenefa de acroteras de crestas de olas con crustáceos incrustados que aproximan el mar del horizonte a la montaña pelada. Obras de restauración de la Sala Hipóstila y de la plaza. Reparación de los elementos estructurales en mal estado; impermeabilización de la cubierta, y construcción de un sistema de desagüe eficaz; reconstrucción de revestimientos de piedra artificial de fustes de columnas, capiteles y arquitrabe; sustitución de azulejos de dinteles, cúpulas y banco perimetral.

    1984 - 1993

  • 1987 - 1994

  • 1988 - 1996

  • 1999 - 2002

  • Segunda Ampliació del Palau de la Música Catalana - Petit Palau

    Carles Díaz Gómez, Oscar Tusquets Blanca

    Segunda Ampliació del Palau de la Música Catalana - Petit Palau

    Diez años más tarde de la primera intervención, se logró el traslado total de la iglesia vecina que posibilitó nuestra aportación más trascendental al monumento: otorgar una nueva fachada del Palau abriendo totalmente a la nueva plaza el riquísimo patio lateral de Domènech. Él soñó con un edificio exento y nosotros, un siglo más tarde, hicimos realidad su sueño. Así como en la cara Norte de la plaza habíamos levantado un edificio para los músicos (camerinos, biblioteca...), en la cara Sur levantamos uno para el público y la escuela de música. Y bajo la nueva plaza una sala para 540 espectadores dotada de nuevas tecnologías que tanto necesitaba el Palau.

    1998 - 2004

  • Elementos Escultóricos para el Templo Expiatorio de la Sagrada Familia

    Josep Maria Subirachs i Sitjar

    Elementos Escultóricos para el Templo Expiatorio de la Sagrada Familia

    Dentro de la obra artística se puede destacar el conjunto escultórico de la Fachada de la Pasión, realizado por Josep Maria Subirachs y declarado BCIN en la categoría de Monumento Histórico en 2019, juntamente con el resto de su obra en el Temple. En 1986, Josep Maria Subirachs i Sitjar recibe el encargo de realizar el programa escultórico de la Fachada de la Pasión. La escultura de Subirachs debía expresar la crudeza de la Pasión y la Muerte de Cristo, en consonancia con la arquitectura desnuda y angulosa diseñada por Gaudí en esta fachada, y en contraposición a la del Nacimiento. Subirachs desarrolla el conjunto escultórico de la fachada situada en la zona del porche -incluidas las puertas de bronce con los evangelios- y las esculturas de los cuatro apóstoles de las torres campanarios hasta el año 2005. El trabajo del artista se completa con las siete puertas de bronce de la fachada de la Gloria -con el texto entero y las siete peticiones del Padre Nuestro-, el Sant Jordi del interior de la basílica, y el busto de Gaudí, realizados hasta el año 2011.

    1987 - 2011

  • 2002 - 2011

  • Continuación de las Obras del Templo Expiatorio de la Sagrada Familia

    Jordi Bonet i Armengol, Antoni Gaudí i Cornet

    Continuación de las Obras del Templo Expiatorio de la Sagrada Familia

    Jordi Bonet Armengol es nombrado arquitecto director en 1985. Los trabajos se concentran en el estudio detallado y la construcción del espacio interior del templo (nave principal, transepto, ábside y crucero), aplicando los procedimientos y las geometrías definidas en detalle por Gaudí en las maquetas de yeso a escala 1:10. En esta etapa se estudian en detenimiento la geometría y proporciones que rigen los modelos originales y se introduce el modelado informático en 3D para el desarrollo del proyecto y la producción de piezas de piedra. En el campo constructivo se introduce la bóveda catalana para las bóvedas del interior de la nave central, siguiendo las generatrices de la geometría reglada, y la incorporación de vidrio veneciano de acuerdo con el simbolismo. En 2010 se cierra el espacio interior de la basílica, que está dedicada por el Santo Padre Benedicto XVI el 7 de noviembre. El mismo año la nave del Templo de la Sagrada Familia de Antoni Gaudí es distinguida con el premio Ciutat de Barcelona en la categoría de arquitectura y urbanismo. Bajo su dirección se encarga la ejecución del conjunto escultórico de la Fachada de la Pasión a Josep Maria Subirachs y las vidrieras de las naves al artista Joan Vila-Grau. Una vez finalizadas las naves, el trabajo se concentra en la construcción de la Sacristía que, según las palabras de Gaudí, se convertirá en el modelo a seguir por las torres del cimborrio central.

    1985 - 2012

Bústia suggeriments

Ajuda’ns a millorar el web i el seu contingut. Proposa’ns obres, aporta o esmena informació sobre obres, autors i fotògrafs, o comenta’ns el què penses. Participa!